Yo no soy YO (3 años de impostor)

El 29 de abril hizo tres años que comencé este blog. Hablaba allí de Discentia, discentiae, el acto de aprender. Ya usurpaba allí yo el papel de filólogo y latino, hurgando en significados y etimologías.
Ese mismo día escribí otros seis artículos, sobre Cuaderno de clase, con mis primeros enlaces, imágenes clásicas del aprendizaje, actividad discente en la universidad, diccionario de latín , Bibliotecas Online y sobre la Red de Telecentros.

Era sábado aquel día, y yo casi no sabía lo que era un blog. (¿Acaso lo sé ahora?).

Y me olvidé. Hasta que, pasado aquel verano del 2006, tras hacer un comentario en el blog “La Brújula”, de mi amiga Olga (gracias), me dio por escribirlo aquí. Y por reflexionar. 195 post he escrito desde aquel primero. Muchos comentarios (gracias) que han enriquecido este blog.

Pero no es de esto de lo que quería yo hablar aquí hoy, sino de identidades e imposturas, de personas y personajes, de expertos y aprendices. Y vale, claro, de mí. 🙂

No es algo reciente. Hace casi un año, en “Zelig y hacer el indio” leí: “un blog es el territorio más apropiado para los Zelig, personas que adquieren otra personalidad, que se transforman, que se acoplan…”
Zelig es una extraordinaria película de Woody Allen. Un personaje que cambia y se adapta a todos los ambientes, que se integra en mil círculos, razas y eventos humanos, asumiendo distintas personalidades. Esta fábula sobre el ser humano y sus ganas de integrarse me hicieron plantearme mi presencia aquí, y mi trayectoria en estos años.

Esto dice mi perfil: Profesor de Dibujo de Secundaria. Informático autodidacta. Moodler. Usuario Mac. Dibujante a veces. Aprendiz de “bloguero”.

No ha cambiado mucho. Sigo siendo un aprendiz. En estos años, en persona o en la red, he podido acercarme a mucha gente experta, trabajadora, incluso sabia, de la que he aprendido mucho, con la que he compartido y debatido ideas y opiniones. He asistido a Aulatic, Moodlemoots, Espiral, Grimm y hasta a Internet en el Aula. Me he sacado fotos. He hablado. Escrito. Subtitulado vídeos. Dibujado comics.
Mucho de lo hecho está en este blog, en internet. Pero muy poco en mi vida diaria. Mis clases son tradicionales, mi trabajo, como el de la mayoría del profesorado que conozco, también. Mi incidencia en la vida diaria, casi nula. Mis conocimientos, los mínimos necesarios.

Sigo siendo un aprendiz. Aún me faltan mis 10.000 horas de práctica, aún no sé “quiénes somos nosotros” y gozo de la “ineducación del tecnólogo“, pero, como hace unos años, yo sigo aquí, sigo intentándolo, sigo aprendiendo, sigo compartiendo. Como Zelig, tímidamente, acercándome a la gente que me quiera enseñar y de la que quiero aprender.

Saludos.

Anuncios
Published in: on 29 abril 2009 at 10:44 am  Comments (8)  

The URI to TrackBack this entry is: https://discentia.wordpress.com/2009/04/29/yo-no-soy-yo-3-anos-de-impostor/trackback/

RSS feed for comments on this post.

8 comentarios

  1. Ojalá yo, que soy de lengua, hubiese tenido a mano unas palabras tan certeras. Es una suerte seguir tus devaneos por la red (ya que no podemos seguirte en el aula) y es una suerte aparecer en alguna de tus fotos.
    Un saludo.

  2. La gente que conozco y que realmente hace cosas de interés, en cualquier ámbito de la vida, es sinceramente modesta. Así que yo no creo que seas ningún impostor, sólo que no puedes percibir la huella que tres años de intenso trabajo 2.0 va dejando en tu quehacer cotidiano. Pero seguro que está. Simplemente los contextos “presenciales” están estructurados como cotos de poder y ahí nuestra mentalidad 2.0 lo tiene difícil: no tiene un espacio adecuado. Pero en eso estamos… aunque nos frustremos o nos exijamos más.

    Ah y gracias. Me siento orgullosa de ser un poco responsable en tu “impostura”.

  3. Aunque con retraso, feliz cumpleblog, espero que estos 3 años no sea más que el principio de otros 300. Y deseo coincidir contigo en algún evento o reunión alternativa en la vida real. Creo que fuiste de mis primeras amistades virtuales y aún estamos en la virtualidad, ¡esto hay que cambiarlo!

    Por cierto, el fin de semana del 30 y 31 de mayo estás en Las Palmas?

    Un abrazo, Montse

  4. A mi me hacen falta más de 15.000 horas de práctica.
    Después de mi clase tradicional de hoy, en lo que lo único de lo que estoy contenta de mi es que no perdí los estribos, ni los nervios, ni me puse a chillar ni esas cosas que ha menudo se siguen oyendo en los pasillos, pues con el dia excepcional de niebla, nadie tenia ganas de trabajar, yo la primera.
    A la tarde paseando, pensé que quizá lo mejor era que no existieran las escuelas y que esa era quizá la solución.
    Pero claro, habría que buscar una alternativa…( y no la se)
    Me animó a pensar que mañana iba a ser diferente, pues los viernes por la mañana ya decidí hacer lo que realmente me gusta hacer con los niños ( entre otras cosas que no sea seguir el libro de texto)que es subir al aula de informática, donde a esa hora seguro que no hay nadie, y donde se que mis alumnos van a estar entusiasmados desde el principio, esto me consuela, amigo Pedro, al menos por unos instantes.
    En la vida solo existe eso, el instante, que dificil vivirlo !
    Hoy también pensaba en ti, que hace casi un año compartimos comida en Barcelona. Iba sola y me senté a tu lado, no conocía a nadie de esa mesa.Y te pregunté si tu de pequeño eras un niño hiperactivo, ¿recuerdas?
    Un abrazo
    Pilar

  5. Pedro, con bastante retraso (hecho absolutamente injustificable) me uno a tus anteriores comentaristas para enviarte un fuerte abrazo y un feliz cumpleaños. Espero seguir maravillándome ante el ingenio y la sabiduría de tus equilibrados juicios. Eres para mí como un hermnano mayor bloguero. A veces cuando redacto un post pienso en que me gustaría mucho escribir con esa naturalidad y sencillez con las que tú lo haces. En fin…
    Un fuerte abrazo, amigo. Te debo tres cosas:

    -Una explicación y una disculpa al faltar a una cita por un problema de última hora.

    -Una llamada de teléfono para darte esa explicación y esa disculpa.

    -Una conversación sobre un proyecto en común que me ilusiona “a más no poder” (como diría Juanjo).

    Bueno, pues otro abrazo.

  6. Ay, Pedro que nos tenemos abandonados el uno al otro. Te veo muy a menudo hiperactivo en el Twitter. Yo paso por rachas de conexión-desconexión de TANTAS pantallas. Bastante tengo ahora con el marrón de la coordinación TIC y no sé cómo me llevaré con la nueva directiva porque no se si sabes que Juanjo ( Efervescente 2H) se va…
    Bueno, pero a lo que voy que me enrollo como una persiana: Felicidades por tus tres añitos al frente de Discentia. Son tantos los requerimientos virtuales (cursos online, proyectos de trabajo, etc.) y reales (niño, colegio, casa, familia, etc) que a duras penas consigo sacar tiempo para visitar los blogs amigos y cuando lo hago, no encuentro la tranquilidad necesaria para comentar. Y está mi blog de Ínsula Dulcamara, un poco huérfano de “navegantes”- la verdad- pero a pesar de los pesares, sigo con él porque necesito ese lugar para expresarme, para mis haiku,mis imposibilidades, mi museo imaginario y mis cosas.

    UN CORDIAL SALUDO Y QUE DISCENTIA TENGA UNA PRÓSPERA VIDA.

  7. Tarde aparezco por aquí, y lo siento.
    No van a ser ustedes las únicas personas ocupadas, :-).

    ¡¡GRACIAS!!

  8. Y hecho el agradecimiento, puntualizo:

    AntonioGracias sobre todo por tu celeridad. Cuando uno escribe abriendo sus entrañas, piensa con miedo si alguien leerá esas palabras que tanto esfuerzo le llevaron.

    Y si además recibo un halago tuyo pues deja que te diga que… es la leche!.. 🙂
    Yo también te sigo, si bien reconozco que últimamente leo y comento poco. Mis disculpas en estas palabras para todos.

    OlgaSí que lo eres y mucho. Responsable, al estar tan cerca, de muchas bajadas a la tierra, de muchas tomas de contacto, de muchas ideas sugeridas o “robadas”, de muchas confidencias y amistad. Conociendo tu oculto talento de escritora, como el ya evidente de fotógrafa, es un honor ser tu discípulo.:-)

    MontseEmpecemos por lo importante: estaré en Gran Canaria esos días. Será una alegría verte. En EABE09 me gustó escucharte tan fiel a tus escritos. También eres responsable de mis imposturas. Me invitaste al CIO y esa fue una experiencia común inolvidable. Allí aparecieron muchas personas que luego se han hecho cercanas e importantes.:-)

    PilarSiempre tan activa. Te encuentro en muchas partes. Sí, fuimos a comer en Barcelona casi sin conocer a nadie. Ahora no podemos decir lo mismo, ¿verdad? poco a poco el círculo se abre y entramos más en este mundillo. Y no somos tantos como para olvidarnos.:-)

    RicardoEl más cercano. Con un concepto algo oriental del tiempo y el espacio, eso sí. No te disculpes que no me debes nada. Ya nos veremos. La vida es circular. Ya nos veremos.;-)

    ManuelTampoco te disculpes, que por sus obras los conoceréis, y ya sé que navegas en tantos y diversos mares, a veces sorprendentes y novedosos, que es amí al que me resulta imposible seguirte. Procura dejar espacio a lo real, y de lo virtual haz lo que puedas. De momento, me alegra mucho leerte por aquí, y ya te buscaré también en cualquiera de tus ínsulas. Ah, y la próspera vida me la voy a quedar para mí, no para el blog, je je.;-)

    Salud.


Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: